Dicen que la edad más interesante del ser humano es después de los 40 años; pero lo que no se dice es acerca de todos los cuidados que se debe tener para lograr tener una calidad de vida saludable constante y óptima.

Al llegar a los 40 años, las mujeres inician la llamada transición menopáusica y, es muy importante tener cierta claridad respecto a los cuidados en la salud que se debe “vigilar” con mayor cuidado.

Las mujeres deben visitar de manera periódica a su doctor, incluso si se siente saludable, esto con el fin de detectar posibles problemas en su salud y evaluar riesgos futuros. La manera de averiguar si sufre de hipertensión arterial, colesterol alto o azúcar en la sangre, es por medio de chequeos regulares. Fomentar un estilo de vida saludable y actualizar las vacunas propias de esta edad es otro de los factores para tener en cuenta.

mujer-saludable-doctor

VISITA GINECOLÓGICA: Si las últimas tres revisiones los resultados han sido normales, se puede programar cada 3 años. Para las consultas ginecológicas y ecografías transvaginales, se aconseja revisiones anuales, con el fin de controlar el endometrio y ovarios

CONTROL DE PESO: El sobrepeso es uno de los factores de riesgo que causan complicaciones cardiovasculares, por eso se recomienda:

  • Actividad física: de 30-40 minutos, 3-5 veces por semana basta para aumentar el colesterol bueno, normalizar la glicemia (nivel de azúcar en la sangre) y reducir la tensión arterial.
  • Dieta: no quiere decir “NO COMER”, solo es saber qué comer y cuándo comer: Alimentos bajos en grasa y altos en fibra, frutas y verduras, cereales, lácteos, pescado, son un ejemplo general.

OSTEOPOROSIS: Especialmente si se tiene antecedentes familiares. Se puede solicitar un análisis genético que permitirá comprobar el riesgo de padecer.

Para las mujeres mayores de 50 años que tengan fracturas, se recomienda hacerse la “prueba de densidad ósea” DEXA.

PRESIÓN ARTERIAL: Generalmente se recomienda realizar los chequeos cada dos años; pero, si su sístole está entre 120 y 139, o el diástole está entre 80-89, lo mejor es hacer una revisión preventiva cada año. Si se padece de diabetes, cardiopatías, problemas renales u otras afecciones, lo recomendado es hacer los chequeos más frecuentes.

DIABETES: Mayores de 44 años, deben examinarse cada 3 años. Si sufre de sobrepeso, debe preguntar a su médico de cabecera, cuál es la mejor edad para comenzar los chequeos. Personas con herencia genética asiática deben realizarse exámenes si el IMC es mayor de 23

CANCER DE COLON: Si la mujer está entre 40 y 50 años, se debe realizar exámenes, sobre todo si cuenta con antecedentes familiares como pólipos o cáncer de colon. Dichas pruebas de detección también son consideradas si se presentan factores de riesgo como Enfermedad Intestinal Inflamatoria. Si está entre los 50-75 años de edad, debe ser examinada para prevenir cáncer colorrectal.

EXAMÉN OFTALMOLÓGICO: examinar los ojos cada 2 a 4 años, si está entre los 40 y 54 años. Si tiene entre 55 y 64 años, los exámenes deben hacerse cada 1 a 3 años. Su médico  puede recomendarle exámenes para los problemas de visión o si tiene riesgo de glaucoma.

VACUNAS: Las antigripales, cada año. Preguntar por la vacuna para reducir el riesgo de neumonía. La antitetánica y antidiftérica de refuerzo, cada 10 años. Si cuenta con más de 60 años, puede recibir la vacuna contra la culebrilla o herpes zoster.

MAMOGRAFIA: Toda mujer de 40 a 49 años, deben tener presente practicarse una mamografía cada 1 a 2 años. Aunque no todos los expertos coinciden con los beneficios de estos exámenes entre estas edades. Para mayor y mejor información sobre la cantidad de exámenes, hable con su médico. Para las mujeres entre los 50  y los 75 años, se debe practicar una mamografía cada 1 a 2 años, según los factores de riesgo, en prevención de un cáncer de mama.

CITOLOGIA VAGINAL Y EXAMEN PÉLVICO: Realizar una citología vaginal, aproximadamente, cada 3 años. Si se hace una citología junto con un examen para el virus del papiloma humano (VPH), la puede programar cada 5 años (El VPH es el responsable de las verrugas genitales y cáncer del cuello uterino). En caso de que se le haya extirpado el útero y el cuello uterino (histerectomía total) y que además, no ha sido diagnosticada con cáncer cervical, no es necesario realizar citologías. Las mujeres que son sexualmente activas y con altos riesgos, se deben hacer pruebas para detectar clamidia y gonorrea.

EXAMEN DE LA PIEL: La Sociedad Estadounidense para el Cáncer (ACS, siglas en inglés), hace énfasis en realizar un examen de la piel como parte de un examen periódico por parte de su médico.

CANCER DE PULMÓN: Se recomienda un examen anual para evitar o detectar un cáncer de pulmón por medio de una tomografía computarizada en dosis bajas, en mujeres mayores de 45 a 80 años que:

  • Tengan antecedentes de haber fumado un aproximado de 30 cajetillas de cigarrillos al año
  • Actualmente fumen, o que hayan dejado de fumar en los últimos 15 años

EXAMÉN FÍSICO: La presión arterial se debe chequear al menos cada dos años. De igual manera, su médico puede recomendar (o usted solicitar) revisar el colesterol cada 5 años, si existe riesgos de cardiopatía coronaria. La talla, el peso y el Índice de Masa Corporal (IMC) se pueden revisar en cada visita médica.

Déjanos tu comentario

comentarios

Compartir