Después de una larga rutina de trabajo, no hay nada más relajante que una buena ducha, con agua tibia, para sacudir toda la carga del día, al terminar dedicarte un par de horas ti misma, y en ese tiempo te recomendamos utilizar mascarillas, pero no solo para el cutis, sino también para el cabello, tal vez leas esto y suene ilógico, ¡pero si!, existen mascarillas para el cabello y existen debido a la importancia que juega este, no solo para la mujer sino también para el hombre, y es que el cabello es una fuente natural y abundante de vitamina D, calcio y fosforo, además de esto, el cabello tiene la fortaleza para absorber la radiación ultravioleta del sol y proteger nuestras cabeza.

Aunado a estas ventajas que aplican a ambos géneros, el cabello para la mujer juega un rol de suma importancia, y es porque este no solo es un centro de atención, si bien es cierto un cabello, abundante, hermoso, sedoso y brillante le llama la atención a cualquier chico, pero va aún más allá, para la mujer el cabello no es solo coquetería,  representa una extensión de nosotras mismas, de nuestra personalidad, la forma, el largo, el color, incluso su olor pueden hablar y transmitir emociones y sentimientos mejor que las palabras.

Según los “Estudios Pantene” que tienen como objetivo analizar la importancia del pelo y determinar si influía en el día a día de los hombres y mujeres, los resultados arrojaron que el 68 % de las féminas entrevistadas afirman que pueden sentirse deprimidas o con estados de ánimo muy bajos si su cabello esta denso, en mal estado, seco, si es quebradizo o tiene puntas dañadas y quemadas; cabe destacar que este estudio fue realizado por Pantene Pro-V a 4000 mujeres Europeas del Reino Unido, España, Alemania, Portugal, Grecia, Italia, Francia y Bélgica, de igual manera se escogieron la misma cantidad de hombres.

Del estudio anteriormente explicado se pudieron extraer algunas conclusiones, podemos decir, que tanto para los hombres y las mujeres encuestadas el cabello femenino de mantenerse limpio, fresco, saludable y sedoso, ya que este va directamente relacionado con el estado de ánimo y el carácter, los encuestados expresan que puede incluso llegar a delimitar tu éxito laboral, personal e incluso sentimental.

Tomando estos estudios como base y dándole la importancia que merece, mi equipo y yo decidimos crear algunas recetas, completamente naturales para no dañar el cuero cabelludo con los agentes químicos y totalmente caseros, para que puedas descansar y tener esos momentos de cuidado y belleza en tu propio hogar. Recuerda la importancia que tiene el cabello, toma lápiz y papel y disponte para dedicarle un poco de tiempo a tu pelo y rejuvenecer esta capa protectora tan delicada y hermosa, además de esto lucirás más hermosa de lo que ya eres, con el paso de 3 semanas aproximadamente notarás cambios, tu cabello brillará aún más, estará más dinámico, sedoso y con olores espectaculares.

Los ingredientes que decidimos utilizar para estas recetas están saturados de vitaminas, minerales y aceites grasos que tiene miles de beneficios, entre ellos regular la presión sanguínea, relajantes, desinflamatorias y esencias des-estresantes, te ofrecemos una experiencia zen en tu propio hogar, en tu propio sillón, pero más importante en tu intimidad.

Existen infinidad de frutas, verduras y hasta lácteos que podemos untar en nuestro cabello y obtener abundantes beneficio!

Existen infinidad de frutas, verduras y hasta lácteos que podemos untar en nuestro cabello y obtener abundantes beneficios, pero hay una lista de algunos ingredientes que sobresalen del montón; en ese podio de los mejores ingredientes se encuentra el “Huevo”, este tiene una fuerte y muy abundante fuente de proteínas que se encargaran de dejar tu cabello con una sensación de suavidad y con un brillo espectacular; El “Yogur” también está en encabeza esa lista con un efecto de limpieza increíble, limpiara no solo tu cabello sino también tu cuero cabelludo, el siguiente ingrediente es la miel ya que esta tiene una propiedad hidratante muy efectiva y además de esto posee un blanqueador natural lo cual lo hace fenomenal para hacerte algunos reflejos más claros en tu cabello. Además de la miel, la banana es un ingrediente imposible de olvidar, este como todos sabemos está constituido principalmente por potasio lo que le da una característica muy pero muy importante y es que el plátano o la banana contrarrestan los efectos de la caída del pelo.

Ahora bien, a continuación, te presentamos nuestras recetas de mascarillas naturales para el cabello que encontraras bastante interesantes y muy fáciles de hacer. Recuerda siempre leerlas con papel y lápiz, habrá algunos ingredientes como las esencias aromáticas que puedes sustituir, pero nunca suplantes los ingredientes principales. Disfruta.

1. Revitalizante caribeño, para esta mascarilla necesitaras el puré de 1 banana, agrégale 1 huevo entero, además de esto vierte 3 cucharadas de miel, 3 cucharadas de leche y 5 cucharadas de aceite de oliva, trata de lograr una mezcla suave y heterogénea.

2. Miel y Huevo, para este necesitaras solo la amarilla de 1 huevo, 1 cucharada de miel, 1 cucharada de aceite de almendra y 2 de aceite de oliva. Mezcla hasta obtener una mezcla suave.

3. Hidratante tropical, mezcla muy bien 1 aguacate bien maduro, 2 cucharadas de leche de coco, 1 cucharada de aceite de oliva.

4. Fortificador de potasio, en esta mascarilla utilizarás, el puré de 2 bananas bien maduras, 3 cucharaditas de mayonesa, 3 gotas de aceite aromático de lavanda y 1 cucharadita de aceite de oliva.

Ten en cuenta que el procedimiento de aplicación es el mismo para todas las recetas; lava tu cabello con agua caliente, sécalo, y luego esparce cualquier mezcla lenta y delicadamente sobre tu cabellera, úntalo muy bien de raíz a punta, masajea tu cuero cabelludo por un mínimo de 3 minutos, cúbrelo con una bolsa plástica, incluso puedes poner una toalla caliente alrededor de tu cabeza y permite que repose por un lapso de 15 a 30 minutos, luego lava y enjuaga nuevamente, hazlo al menos 4 o 3 veces por semana.

Déjanos tu comentario

comentarios

Compartir